La yaca, una fruta revolucionaria en la alimentación vegetariana

Famosa por ser la fruta más grande del mundo, la yaca pesa típicamente entre 30 y 35 kilos, aunque las más grandes pueden alcanzar un peso de hasta 50 kilos. ¡Increíble!, ¿no? Sin embargo, no es su peso ni su tamaño lo más espectacular de esta fruta, sino todas sus propiedades nutrimentales y sus múltiples usos en la cocina, los cuales la convierten en una opción ideal para las dietas vegetales (plant-based).

Tal vez has escuchado sobre esta increíble fruta, la cual también es conocida como jaca, jackfruit o nanjea. Con el tiempo ha ganado muchísima popularidad y es que no es para menos, de verdad es una fruta como pocas.

Orígenes

La yaca nace de un árbol originario del sureste de Asia, principalmente en países como India, Malasia, Bangladesh e Indonesia. El árbol de yaca alcanza entre 15 y 20 metros de altura y se da principalmente en ambientes con temperaturas húmedas.

A pesar de que es originaria de Asia, actualmente también se cultiva en varios países de latinoamérica, entre ellos México. El estado de Nayarit en nuestro país se ha convertido en un importante productor de esta fruta y es por eso que cada vez es más fácil para nosotros tener acceso a la yaca.

Sabor, textura y forma

Si somos sinceros no es una fruta que enamore a primera vista. Sus dimensiones gigantescas ( aprox. 90 centímetros de alto y 40 de ancho) llaman la atención, pero no generan necesariamente un antojo. Sin embargo, una vez que se abre el fruto nos encontramos con un mundo de gajos de color amarillo, que realmente tentan.

Su sabor es dulce y ligeramente ácido, similar al del durazno, aunque muchos dicen que es exactamente una combinación entre el sabor del mango y el de la naranja, aunque al final no hay como probarla tú mismo. Aunque probablemente, donde encontramos más valor es en su textura, la cual es muy similar a la carne.

Las infinitas propiedades de la yaca

La yaca es considerada un súper alimento debido al gran número de nutrimentos que nos aporta, incluso en cantidades muy pequeñas. Para empezar, es una gran fuente de vitaminas A, B y C, lo cual nos ayuda a fortalecer el sistema inmune y estar mucho mejor preparados para posibles enfermedades.

Dentro de su aporte de vitaminas, la de mayor cantidad es la A, la cual tiene un gran beneficio para nuestra piel. Ayuda por un lado a mantener la piel sana con firmeza, y con una mejor cicatrización.

Como todo superfood, su aporte nutricional no se limita a sólo un grupo de nutrimentos; la yaca es una fruta que también nos aporta minerales, proteínas y carbohidratos. Esto la convierte en un alimento todavía más completo, que puede formar parte de nuestra dieta cotidiana y realmente complementar de gran forma nuestra alimentación.

Por último, pero no por ello menos importante, está el aporte de calcio que nos da esta increíble fruta. Principalmente en su pulpa (no tanto en sus semillas), podemos encontrar una gran cantidad de calcio en la yaca. Como seguramente ya sabrás, este mineral es fundamental para el fortalecimiento y desarrollo de los huesos.

Aunque parezca increíble, todo ese aporte nutricional recibimos de la yaca. No cabe duda que esta no es una fruta cualquiera y que puede ser una gran opción para mejorar nuestra alimentación diaria.

Alternativa ‘plant based’ de lujo

Cada vez es más sencillo encontrar alternativas veganas, vegetarianas o de dietas a base de vegetales que permiten a quienes siguen estos planes alimenticios llevarlos de la mejor manera, sin tener que sacrificar los nutrimentos que pueden aportar los alimentos de origen animal, y además, con más y más alimentos que puede sustituir los sabores y texturas de platillos que no son de este grupo.

La yaca se ha convertido en uno de los alimentos favoritos de la dietas vegetales, principalmente por su textura la cual es muy similar a la de la carne de cerdo y de pollo. Su aporte de proteína también la convierten en una opción perfecta para sustituir la carne en platillos típicos.

En YEMA estamos constantemente buscando opciones para los diferentes tipos de planes alimenticios, siempre con la filosofía de que además de ser saludables, también puedan tener un valor nutrimental. Es por eso que hemos incluido a nuestros pasillos 2 platillos preparados con jaca para que puedas probar este increíble superfood:

  • Tinga de yaca: la tradicional tinga con cebolla blanca con chile serrano, jitomate guaje, chile chipotle, ajo y por supuesto con yaca.
  • Alambre de yaca: una delicia con queso gouda, chile serrano, champiñones, vinagre de manzana, pimientos, ajo y la superestrella del platillo, la yaca.

Mitzi Piñeiro

Nutrióloga y Jefe de producto en YEMA

Publicado el miércoles 30 dic. 2020