¿Por qué Cleopatra se bañaba en Leche de Burra?

Publicado

Por Diane Gérard - Equipo de desarrollo de producto


Poco se sabe de los primeros años de la vida de Cleopatra, pero sí se sabe que para cuando subió al trono de Egipto, a los apenas 18 años, ya había desarrollado una belleza conmovedora, en parte gracias a su impecable genética, pero en parte también a los baños que tomaba.

Los secretos de belleza de Cleopatra

La historia cuenta que uno de los secretos de belleza de Cleopatra era tomar baños de leche de burra. Lujos y extravagancias que se podían dar los monarcas de antes. Tal vez algunos de ustedes han escuchado de los múltiples beneficios de la leche de burra. Sus beneficios eran muy conocidos por los griegos y los egipcios, quienes fueron los primeros en darle un uso cosmético. Y aunque a la fecha sería complicado darse un baño de leche, mucho menos de burra, te traemos una alternativa simple y efectiva, que puedes realizar cualquier día en la noche, o cuando tengas un ratito libre para consentirte y cuidar tu piel.

Propiedades de la leche de burra

Su composición es muy similar a la leche materna, aunque más ligera: permite hidratar la piel y darle suavidad. Tiene un efecto regenerativo, hidrata, tonifica y revitaliza la piel. Contiene varios ácidos que ayudan a limpiar las células de la piel, a eliminar las sustancias que mantienen las células muertas en su superficie y así mejora la apariencia de la piel y la dermis tiene un aspecto más joven.

La leche de burra contiene varias vitaminas (A, B1, B2, B6, D, C y E), todas siendo las mejores aliadas en la lucha anti-edad, y sus minerales y oligoelementos (calcio, magnesio, fósforo, sodio, zinc) hacen de ella un tónico natural para la piel. Contiene también inmunoglobulinas que estimulan el metabolismo y lo protegen. Finalmente, contiene los alkilgliceroles, alcoholes grasos que ayudan a las defensas naturales a luchar contras las agresiones. En resumen, es un activo ideal para reforzar la epidermis.

¿Cómo aprovechar sus maravillas?

Si tú también quieres lucirte como la emperatriz Cleopatra, recomendamos aplicarte leche de burra en la cara 1 a 2 veces a la semana. Una excelente opción son las mascarillas con leche de burra de LeanorBio, hechas en algodón 100% orgánico. LeanorBio es experto en cosmética ecológica y biológica certificada por ECOCERT. También tiene el certificado COSMOS ORGANIC que garantiza la elaboración de los productos con el respeto al medio ambiente. Todos sus productos son libres de colorantes, de fenoxietanol, de parabenos, de parafina, de siliconas, sin OGM, y obviamente sin testeo en animales.

Mascarillas LeanorBio en YEMA

Cada una tiene un ingrediente activo diferente según el efecto adicional que buscas:

  • Mascarilla Hidratación: con ácido hialurónico → atrae y retiene moléculas de agua para aportar hidratación profunda y duradera. Previene la aparición de arrugas, la epidermis se repulpa y la piel se suaviza
  • Mascarilla Juventud: con hidroxiprolina vegetal → estimula las fibras del colágeno y de la elastina. Tiene un efecto tensor inmediato. Remodela y corrige las imperfecciones de la cara y protege las fibras dérmicas.
  • Mascarilla Purificación: con aceite esencial de árbol del té → tiene excelentes propiedades antibacterianas y purificantes. Ideal para eliminar las bacterias responsables de la aparición de granos y purificar la piel a profundidad.

Mientras muchos de los aspectos de la vida de de faraona Cleopatra permanecen un misterio, los beneficios de la leche de burra son un hecho irrefutable. ¡A lucirte como emperatriz!

Si tienes dudas, puedes mandarme tus preguntas a [email protected]

Si quieres leer más del tema, puedes revisar las fuentes en las que me apoyé: